PROBIENESTAR TE INFORMA.

Se considera que un hombre tiene disfunción eréctil si regularmente le resulta difícil conseguir o mantener el pene erecto lo suficientemente firme como para poder tener relaciones sexuales, o si interfiere con otra actividad sexual.

La mayoría de los hombres, ocasionalmente han experimentado alguna dificultad para endurecer su pene. Sin embargo, la disfunción eréctil (DE) solo se considera una preocupación si el rendimiento sexual satisfactorio ha sido imposible en varias ocasiones durante algún tiempo.

Los hombres que tienen un problema con su rendimiento sexual pueden ser reacios a hablar con su médico, ya que verlo puede ser un problema vergonzoso. Sin embargo, la disfunción eréctil ahora se entiende bien y hay varios tratamientos disponibles.

Ya sea que la causa sea simple o grave, un diagnóstico adecuado puede ayudar a abordar cualquier problema médico existente y ayudar a resolver las dificultades sexuales. Las causas físicas representan el 90 % de los casos de disfunción eréctil. Sin embargo, también existen causas psicológicas, aunque menos comunes.

La siguiente lista resume muchas de las causas físicas u orgánicas más comunes de DE:

  • Diabetes
  • Alta presión sanguínea y medicamentos para el corazón como digoxina
  • Colesterol alto
  • Obesidad y síndrome metabólico, Trastornos hormonales que incluyen afecciones tiroideas y deficiencia de testosterona
  • Enfermedad de Parkinson
  • Trastorno estructural o anatómico del pene, como la enfermedad de Peyronie
  • Uso de cigarrillos, alto consumo de alcohol y abuso de sustancias incluido el consumo de cocaína
  • Tratamientos hormonales y radioterapia
  • Complicaciones en procedimientos quirúrgicos
  • Uso de medicamentos que actúan sobre el sistema nervioso central, incluidas algunas pastillas para dormir y anfetaminas.
  • Tratamientos de ansiedad y algunos antidepresivos
  • Analgésicos opioides

 

Tratamiento

Medicamentos: La buena noticia es que hay muchos tratamientos para la disfunción eréctil, y la mayoría de los hombres encontrarán una solución que funcione para ellos. Los tratamientos farmacológicos incluyen píldoras que se toman de 30 a 60 minutos antes del sexo, las cuales están disponibles con receta. El médico preguntará sobre otros medicamentos que se estén tomando antes de recetarlos.

Dispositivos de vacío: Los dispositivos de erección al vacío son una forma mecánica de producir una erección para hombres que no quieren o no pueden usar tratamientos con medicamentos, o encuentran que no están funcionando.

La cirugía es el último recurso y solo se utilizará en los casos más extremos. El tiempo de recuperación varía, pero las tasas de éxito son altas.

Al ser un usuario de Probienestar usted puede ser atendido no solo con respeto, sino que sentirá que es parte del equipo y conocerá a los profesionales que lo atienden con oportunidad y alta calidad.